Conflicto y Paz

Iniciaron exhumaciones para identificar a víctimas del conflicto armado en Medellín

27 jul. CI.- Investigadores de la Fiscalía comenzaron un proceso de exhumación en el Cementerio Universal de Medellín donde habría al menos 3.000 cadáveres sin identificar, entre los que estarían víctimas de la comuna 13 (San Javier), una de las zonas de la ciudad que más ha sufrido la desaparición forzada. Los investigadores usarán un software de perfilación y cruce de datos genéticos para identificar los cuerpos llamado Codis, a través de pruebas con os familiares de los desaparecidos reportados.

Este proceso de identificación tardará unos mínimo cinco meses, porque se trata de cruzar todos los perfiles genéticos de los familiares de desaparecidos con los cadáveres exhumados y clasificados. Varios testimonios afirman que en el Cementerio Universal hay de varios sectores de Medellín y del país, en un conflicto armado que ha dejado más de 150.000 desaparecidos, según el informe ‘Basta Ya’ del Centro Nacional de Memoria Histórica.

En este sentido, el subsecretario de Derechos Humanos de Medellín, Carlos Arcila, expresó que “este es el inicio de una serie de exhumaciones que se harán en varios barrios de la ciudad para acelerar la búsqueda de  más de 2.000 desaparecidos registrados en Medellín”. Según datos de la Fiscalía, la desaparición forzada tuvo un punto álgido en los años 80, cuando sicarios de Pablo Escobar cavaron fosas para ocultar cuerpos, la más conocida es La Escombrera, un vertedero de escombros y basura ubicado en la comuna 13 y que luego sería usada para el mismo fin por grupos de milicianos, paramilitares y la Fuerza Pública.

La exploración será compleja porque en el Cementerio Universal arrojaron muchos cadáveres y mezclaron víctimas del conflicto con las de desastres naturales, como el deslizamiento que ocurrió en el barrio Villatina en 1987 y que dejó más de 500 muertos. Además, por arreglos en la estructura física del cementerio, en el transcurso de los años varios restos y cuerpos señalados como NN fueron incinerados, otros fueron trasladados de fosa varias veces sin un registro previo y la información del día y el lugar del levantamiento de los cuerpos se perdió. Así mismo, documentos oficiales del archivo muestran que en el Cementerio Universal se profanaron tumbas y que en los años 90, sicarios de grupos delincuenciales cavaron fosas clandestinas dentro del camposanto para deshacerse de los cuerpos. El cementerio tampoco cumplió con los protocolos para enterrar a los NN y esto significa  una doble desaparición de las víctimas. Una información fundamental para el cruce de información con las denuncias de familiares de desaparecidos.

CI DM/DM/27/7/16/10:30

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Noticias

To Top