Extractivas

Entra maquinaria de Ecopetrol a Guamal, Meta, a pesar de que la Procuraduría ordenó suspender las actividades de la empresa

7 sep. CI.- Las veredas de Pio XII y Orotoy de Guamal, Meta, están desde febrero luchando para que Ecopetrol no entre a explorar y explotar un pozo que está en el predio La Porfía. Esta mañana, la Policía y el Escuadrón Móvil Antidusturbios -Esmad- están entrando en el terreno con maquinaria pesada a pesar de que la Procuraduría ordenó que “a la mayor brevedad, y antes de que se cause un daño irreversible, se suspendan todas las actividades adelantadas por Ecopetrol en la plataforma correspondiente al pozo exploratorio Trogón 1”.

Ambas veredas llevan ocho meses organizándose para enfrentar a Goliat. Se han constituido en Comité Ambiental de la Verada Pio XII y Orotoy en defensa del Agua y de la Vida. Protegen el Piedemonte llanero, una región que se caracteriza por ser el límite entre las Cordilleras y los Llanos Orientales, donde están los nacederos de los ríos. Tienen claro que ni el petroleo ni la plata se beben, y que sin agua no hay vida.

Estas son comunidades de campesinos y campesinas humildes pero muy arraigados en su territorio. Toda su vida han estado cultivando la tierra y cuidando sus animales. “Con dos hectáreas he levantado a mis tres hijos y les he dado estudio. Ya no luchamos por nosotros sino por nuestros hijos y nietos.Porque haya un futuro para las generaciones venideras”, cuenta uno de los que allá viven.

En estos ocho meses, han durado las veinticuatro horas del día enfrente del predio La Porfía. Esa es su protesta pacífica. Ecopetrol compró allí un lote de nueve hectáreas para hacer exploraciones (y perforaciones) en esa zona. Al terreno que ocupa, la empresa le nombró como un ave de la zona: trogón; y le apellidó con el número 1 como para dar a entender que es solo la primera de otras similares.

El trogón es un ave de colores vivos. Debido a estos meses de continuo movimiento de tierra con maquinaria pesada, ha sido desplazado.

Cabe señalar que la multinacional española Repsol S.A. compró el 45% de todo el proyecto grande que se llama Bloque CPO09 y el cual abarca cinco municipios del Meta. La institucionalidad (con el Alcalde de Guamal a la cabeza) protege a ambas empresas y castiga a las personas que están en Plantón. Por ejemplo, a una de las señoras le ha quitado el subsidio de alimentación que recibía.

Los habitantes de la zona reclaman a Ecopetrol y Repsol que no cumplen con la licencia ambiental debido a varios puntos:

1- No se puede explotar en los terrenos que estén a más de 575 metros sobre el nivel del mar. Pio XII está parcialmente ubicada sobre esta cuota.

2- La Unidad Agrícola Familiar tiene que ser mayor de 28 hectáreas y todas las fincas de estas veredas son muy inferiores. La mayoría son de tres y cuatro hectáreas y es una zona altamente poblada.

3- Las veredas y municipios de Guamal, Acacías y Cubarral están en alto riesgo de sismicidad e inundaciones por la falla de Villavicencio. Especialmente las veredas que están sobre la cuota de los 575 metros.

4- La vía de entrada por donde transitan todos los camiones y maquinaria de Ecopetrol no está preparada para maquinaria pesada. Esta fue hecha por los vecinos con mucho esfuerzo. Ya está deteriorada por el paso continuo de camiones y máquinas.

Además, solicitaron a Ecopetrol y a la Alcaldía que hubiera un diálogo para que se contara con la comunidad. Pero nunca sucedió. Lo que ha hecho Ecopetrol es hablar con los Alcaldes y Concejales que saben que los apoyan.

El 24 de junio pasado, el Esmad hizo de las suyas en la entrada del predio. Junto con la policía están dentro del espacio de Ecopetrol para “protegerlo”. A veces también llega el Ejército.

El 18 de agosto, cuatro compañeras se encadenaron en el paso al Trogón 1. Se declararon en huelga de hambre y en Asamblea Permanente. El 19 de agosto, a las 4 de la madrugada, llegaron más de 80 efectivos del ESMAD y empezaron a golpear a las señoras encadenadas y a todos los que estaban con ellas. Las arrastraron y cortaron las cadenas con cizalla. Fue un acto brutal. Ni siquiera había ambulancia para atender a los heridos.

Esta misma semana la propia Policía escoltó a los trabajadores de una empresa subcontratada por Ecopetrol para talar los árboles del camino que “molestaban” a la maquinaria pesada que entra en Trogón 1. Estos árboles son de las fincas aledañas al predio en cuestión, es decir, de la comunidad. Pero la empresa ni siquiera comunicó a los dueños que cortaría las ramas de sus árboles.

Una ingeniera ambiental que apareció ante las protestas de los vecinos dijo que ella se comprometía a que hubiera una reunión para el miércoles 6 de septiembre por la tarde. Quien único asistió, por parte de la empresa, fue el Esmad y quedó claro que al día siguiente entraría el taladro.

La Policía, el Esmad y el Ejército (que son pagados con los impuestos de todas y todos los colombianos) solo está al servicio de las multinacionales y las empresas de explotación y saqueo del territorio.

La Mesa Hídrica de Guamal, iniciada en agosto, coordina con otras 15 mesas hídricas que hay en la región. Esta se gestiona con recursos de las mismas personas que enfrentan a Ecopetrol y su proyecto de exploración en la zona. Aunque reciben alguna solidaridad, las economías de estas familias se debilitan porque ya son ocho meses de completa dedicación.

La lucha continua de esta comunidad ha conseguido que se visibilice la arbitraierdad del proceder de Ecopetrol en Guamal. También ha logrado que la Procuraduría pida frenar el proyecto hasta nueva orden. De realizar bien las investigaciones organizadas por esta autoridad, podría resultar en una sanción ambiental para Ecopetrol.

CI CH/PC/09/09/17/10:10

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Noticias

To Top