Conflicto y Paz

Después de 18 años, el corregimiento Salaminita renace en Magdalena

 10 jun. CI.- Campesinos del desaparecido corregimiento de Salaminita, en Magdalena, conmemoraron 18 años de desplazamiento con un retorno simbólico al territorio, esperando que se cumpla la sentencia que ordena la restitución de sus predios y la reconstrucción del pueblo.

El 7 de junio de 1999, 30 hombres armados al mando de Tomás Gregorio Freyle Guillén, alias “Esteban”, miembros del Bloque Norte de las AUC, ingresaron a la población de Salaminita y reunieron a toda la población a un lado de la vía Fundación – Pivijay, a la altura del corregimiento, para que presenciaran el asesinato de Óscar Barrios, Carlos Cantillo y María del Rosario Hernández, quien era la inspectora de policía del corregimiento.

Estos asesinatos forzaron a los demás pobladores a desplazarse de su territorio. Erika Rangel, desplazada de Salaminita y perteneciente a ASORENACER, expresó que “por la violencia que hubo en ese momento, la muerte de la inspectora, la muerte de dos campesinos parceleros, se dio el desplazamiento masivo de todo el pueblo. Al pasar los días el pueblo fue arrasado, los paramilitares metieron unos bulldozer y todo quedó solo y devastado. No quedó ni una sola vivienda en pie”.

La población desplazada se asentó en otros corregimientos y municipios alrededor de la región, pero las difíciles condiciones de vida y la imposibilidad de volver a Salaminita, obligó a muchas familias a vender sus predios a reconocidos terratenientes y ganaderos de la región como los Rueda Acevedo y los Díaz Quintero, quienes compraron las tierras abandonadas a precios irrisorios, aprovechándose de la situación de vulnerabilidad en la que se encontraban las familias y el temor que tenían de regresar a sus territorio.

Por estas razones, en el 2014 se conformó ASORENACER, organización que representa a la población desplazada de Salaminita y, con el acompañamiento de La Comisión Colombiana de Juristas -CCJ-, recolectaron toda la información necesaria para la consolidación y apertura de las demandas.

El 16 de diciembre de 2016, el Tribunal de Restitución de Tierras de Antioquia ordenó la restitución de los 37 lotes del centro poblado del corregimiento de Salaminita en contra del señor Adolfo Díaz Quintero, quien figuraba como opositor de la demanda. También se hizo un llamado a las instituciones del Estado para apoyar la reconstrucción del pueblo. Quedó pendiente el fallo sobre las 325,5 hectáreas correspondientes a la zona rural del corregimiento, proceso que se encuentra en etapa judicial.

El miércoles 7 de junio del corriente, miembros de la comunidad de Salaminita se reunieron en los predios que anteriormente eran su corregimiento para hacer acto de presencia y pedir el acompañamiento y verificación para que el fallo emitido el pasado 16 de diciembre se ejecute en los tiempos estipulados y se agilice el proceso del área rural.

Durante la actividad se realizó un acto litúrgico, posteriormente, y ante la delegada de la Unidad de Víctimas, la representante legal de ASORENACER, Lesa Daza,  firmó la resolución de inclusión de la comunidad de Salamminita como sujeto de reparación colectiva en el departamento del Magdalena.

Esta actividad estuvo acompañada por la Comisión Colombiana de Juristas, el Consejo Noruego para Refugiados, el Movimiento Sueco por la Reconciliación, El CINEP, la Unidad de Víctimas, Mesa Municipal de Víctimas de Pivijay, y por el grupo de investigación Oraloteca, de la Universidad del Magdalena. También hubo presencia de delegados de Asocavirtmag, plataforma organizativa en la cual la población víctima de Salaminita asociada en ASORENACER se articula con otros procesos organizativos del departamento que luchan por la reclamación de las tierras despojadas en el marco del conflicto armado.

CI AR/DM/10/06/2017/13:30

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Noticias

To Top