Política

Alejandro Ordóñez: el exprocurador que favorecía a sus amigos

3 nov. CI.- El pasado 6 de septiembre el alto tribunal admitió la demanda de nulidad de la postulación y elección de Alejandro Ordóñez Maldonado como Procurador General. El máximo tribunal afirmó que la nulidad se debió a que la Corte Suprema de Justicia incurrió en un error al ternarlo como candidato a una jefatura de Ministerio Público porque estaría incurriendo en la violación del Artículo 126 de la Constitución, el cual se refiere a la prohibición de prácticas de nepotismo, clientelismo e intercambio de favores.

De acuerdo al Artículo 126 de la Constitución Política de Colombia: “Los servidores públicos no podrán en ejercicio de sus funciones, nombrar, postular, ni contratar con personas con las cuales tengan parentesco hasta el cuarto grado de consanguinidad, segundo de afinidad, primero civil, o con quien estén ligados por matrimonio o unión permanente. Tampoco podrán nombrar ni postular como servidores públicos, ni celebrar contratos estatales, con quienes hubieren intervenido en su postulación o designación, ni con personas que tengan con estas los mismos vínculos señalados en el inciso anterior”.

Al respecto, los demandantes de la reelección de Alejandro Ordóñez argumentaron que el exprocurador violó claramente la ley y la Constitución, porque durante su primer mandato nombró, directamente, en cargos públicos a familiares de cuatro magistrados de la Corte Suprema de Justicia. Magistrados que participaron, sin ningún impedimento, en su postulación al máximo cargo de la Procuraduría. Es decir, favoreció a parientes cercanos de aquellos que “tuvieron competencia para participar en su propia designación o que efectivamente intervinieron en la misma”. Existió, además, un interés y beneficio directo por parte de los magistrados al postularlo como candidato.

Los favores se evidencian en nombramientos como el de la sobrina de la magistrada Ruth Marina Díaz en la Procuraduría General, y de un familiar del magistrado Javier Zapata Díaz en el Ministerio Público. En ambos casos, aseguró el Consejo de Estado, las pruebas demostraron que los parientes estaban en cargos de libre nombramiento y remoción, y por consiguiente se violó, de manera clara, el artículo en mención.

Así mismo, a comienzos del 2014, Noticias UNO divulgó una serie de fotografías de Eduardo Campo Soto, procurador delegado para las Fuerzas Militares, dando un paseo por la Sierra Nevada de Santa Marta, con toda su familia, en un helicóptero oficial. Este suceso dio pie para la apertura de una investigación preliminar contra el exprocurador, por parte del Consejo de Estado, por las presuntas irregularidades en el archivo de indagación disciplinaria interna que se le hizo a Eduardo Campo Soto, en noviembre de 2015.

Desde entonces, el presidente del sindicato de la Procuraduría, William Millán, interpuso una queja disciplinaria que también fue archivada y descartada por el mismo Alejandro Ordóñez. Para el sindicato, es claro que Ordóñez debió declararse impedido en ese proceso por su conocida amistad personal con Campo Soto.

Además de esto, el Consejo de Estado indicó en su investigación que existe también una aparente irregularidad en el nombramiento de dos coroneles activos de la Policía para su esquema de seguridad. Esquema que ha suscitado gran controversia en los últimos días por la cantidad de escoltas y carros blindados que requiere el exprocurador y su familia, y el costo que esto le representa al Estado.

CI DM/DM/3/11/16/6:00

1 Comment

1 Comment

  1. Luz Alba Zapata

    11/03/2016 at 8:14 am

    Entonces a quién tendría que haber favorecido? acaso a los que lo tienen amenazado, acorralado y con deseos de verlo de por vida en una prisión o en un ataúd? por favor, en Colombia todos sabemos que hay persecución política contra la oposición y contra los que critican los desmanes y mermelada del Presidente Santos. Si estaba impedido para investigar a alguien cercano, pues tenía que hacerse a un lado, de lo contrario, estaría contraviniendo la ley por conflicto de intereses. Así que sería bueno que ya no continúen haciéndole el juego a la Casa de Nariño. Allí solo funciona la mermelada para los allegados, arrodillados y demás corruptos vendidos, a los demás los espera el exilio, la cárcel o la muerte.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Últimas Noticias

To Top